Secretos y beneficios de la omnicanalidad en logística

Secretos y beneficios de la omnicanalidad en logística

El sector del retail es el que más beneficiado sale con la puesta en marcha de la omnicanalidad en su logística, pero también se aplica en otros sectores que han adaptado una estrategia exitosa de futuro, en una sociedad actual cada vez más exigente



El cliente en el centro de la estrategia de negocio. Esta frase que, seguro, tanto escuchas últimamente, es una realidad que no todas las empresas llevan a cabo en la actualidad y esto hace que estén perdiendo credibilidad y dinero frente a su cliente final.


Y es que los compradores de productos y servicios necesitan que lo que adquieran sea cada vez más personal, con múltiples opciones que se ajusten a sus necesidades y no a unas globales que les pueden aportar poco: en definitiva, que responda, lo más exacto posible, a lo que necesitan.


En este sentido y en lo que a logística se refiere, la omnicanalidad ha venido para dar una solución eficaz a los retailers y empresas industriales que buscan mejorar sus resultados a través de una mejor productividad, reducción de costes y obteniendo mejores resultados económicos. ¿Quimera o realidad?


Los expertos en logística omnicanal lo tienen claro: es una realidad completa, pero para lograrlo es necesario que las empresas apuesten por herramientas y procesos basados en la omnicanalidad, que les ayuden a lograrlo. Esto puede suponer una inversión inicial alta, pero los rendimientos comienzan a verse muy pronto.


En este nuevo post analizamos qué es la omnicanalidad y qué beneficios tiene para los negocios del sector retail e industrial.

¿Qué es la omnicanalidad?

De manera resumida, se trata de la integración de los diferentes canales de comunicación interna y externa con los que cuenta la empresa, que se comunican de manera coherente, de manera que el cliente final está informado desde el inicio, de todo el proceso de compra y adquisición de su producto. 


Algo que no ha de confundirse con la multicanalidad, que sólo pone a disposición del usuario diferentes canales, pero estos no están comunicados entre sí; algo que se ha venido utilizando por parte de muchas empresas y que ocasiona más de un quebradero de cabeza cuando el pedido no llega a tiempo, no se sabe dónde está o no llega completo. La omnicanalidad evita que esto pase.

¿Cómo aplicar la omnicanalidad en un negocio?


Está claro que para dar una respuesta concreta a cada negocio, sería necesario estudiar la mejor solución en su caso. Sin embargo, hay básicos que se repiten en todos los casos:

  • Una correcta gestión del stock: desde que entra hasta que sale. Esto supone que en los casos en los que el negocio tenga un canal de venta físico y online, todo debe de estar correctamente  conectado, de manera que no haya problemas a la hora de enviar los pedidos o, por ejemplo, de confirmar a los clientes si, efectivamente, un producto está o no en stock.
    En este sentido y como bien sabes, en Tecnipesa ofrecemos soluciones de control de stock, así como de gestión de almacenes. Por tanto, invertir en un almacén automatizado gracias, entre otros, a la tecnología RFID o soluciones como el picking por voz, que te ayudan a tener una empresa mucho más productivo.
  • Una correcta relación entre los diferentes canales: por lo que debes evitar, en la medida de lo posible, que puedas tener el control de todos los servicios externos que subcontrates. 
  • Personalizar: porque el cliente quiere soluciones eficaces y rápidas, pero también que le puedas ofrecer la solución que mejor se adapte a él. Aunque no esto está fuera de la logística de almacén, porque está relacionado con el transporte y distribución, procura contratar servicios con los que los clientes puedan obtener sus productos en diferentes puntos y en horarios amplios.

Beneficios de la omnicanalidad


Son diversos, pero es importante señalar los siguientes:

  • Mejor imagen de marca: porque tus clientes están más satisfechos y son tu mejor promoción.
  • Un negocio más productivo: porque optimizas recursos y trabajas de manera más eficaz y enfocada. 
  • Un negocio más rentable: porque ahorras tiempo y costes, además de tener más clientes, gracias al buen funcionamiento de tu empresa y a la satisfacción de tus clientes, que fomentarán el boca a boca positivo. 

Y tú, ¿cómo llevas la omnicanalidad en tu empresa? ¿Te gustaría ponerla en práctica y recibir un asesoramiento previo? ¡Llámanos!





Servicio técnico

Con el objetivo de que nada interrumpa la productividad de su negocio, ponemos a su disposición un amplio equipo técnico que se encargará de asesorarle, de formarle y de cualquier reparación.

Asistencia técnica para todo lo que necesite

X